Rejuvenecimiento genital con ácido hialurónico. No sólo cuestión de estética.

¿Qué es el ácido hialurónico?

El ácido hialurónico es un polisacárido perteneciente al grupo de los glucosaminoglicanos presente de forma natural en nuestro cuerpo. Su concentración destaca en las articulaciones, los cartílagos y la piel. Presenta la propiedad de retener agua y por eso se emplea en el ámbito de la Medicina Estética para mejorar la hidratación y la firmeza de la piel así como para evitar el envejecimiento de la misma.

 

No sólo cuestión de estética.

La última aplicación novedosa del ácido hialurónico es la del área genital femenina y lo más interesante es que su uso no está limitado al tratamiento de los defectos estéticos vulvo-vaginales (como la hipotrofia de labios mayores) sino que permite tratar los trastornos de la funcionalidad genital femenina.

La hipotrofia de labios mayores con exageración o realce de los labios menores afecta hasta a un 50% de la población femenina. La inyección de ácido hialurónico a este nivel, permite restaurar el volumen de los labios mayores y el monte de Venus, rehidratar la piel y adaptar también el tamaño de los labios menores.

Gracias a sus propiedades, podemos
utilizar también esta molécula para tratar trastornos de la funcionalidad genital tales como:

  • La sequedad vaginal, más llamativa en la menopausia y perimenopausia por la atrofia genital debida al déficit de estrógenos pero también presente en el postparto y en pacientes que usan anticonceptivos hormonales.
  • Amplificación del punto G.
  • La dispareunia o dolor con las relaciones sexuales.
  • Para hidratar una cicatriz de episiotomía que provoque molestias o dolor.

Como conclusión, la introducción del ácido hialurónico en el campo del área genital femenina nos ofrece una nueva línea terapéutica con resultados prometedores.

 


 

Artículos relacionados:

 


 

Comparte esta página si te ha gustado